Nuevo llamado a la acción
Individuos

Qué es el mate, el compañero de viaje de la cultura popular argentina

3-oct-2017

En 1930, el gran maestro Francisco Canaro compuso un tema que hizo época y bailaron muchos tangueros: "Tomá mate, tomá mate".

Y así comenzaba: "Tomá mate, tomá mate,/ tomá mate, mi china, tomá mate/ que es mejor sin duda alguna/ que el café y el chocolate".

No se extrañe el lector porque no sólo hubo letras de tango, también zambas, chacareras y un sinnúmero de poesías y cuentos que sorprenden por la sabiduría, la profundidad y la ternura de quienes, con mucho conocimiento de causa, quisieron expresar lo que se siente cuando tomamos mate.

Y no sólo eso, tal vez exista en Buenos Aires todavía un café llamado Valerio, en Florida 171, donde es posible el consumo de algunos mates, acodado sobre una brillante barra; o el Mate Bar, en Paraná 331, donde funciona el Club de Materos de Buenos Aires.

¿Qué es el mate?

Pero, ¿qué es el mate? Empecemos por el principio.

La Lagenaria Vulgaris crece como enredadera, como planta acuática, incluso dando flores blancas que son una hermosa expresión de la naturaleza. El fruto, llamado "puru", tiene la apariencia de una calabacita de cuello alargado. Los hay de diferente tamaño y dureza y, cuando maduran, se los junta y comienza de este modo a transitar el camino complejo y extenso de su función final; todo ello, si es elegido. Debe ser bello, arredondeado, lo suficientemente duro como para resistir el "curado" y luego, el agua caliente; sin fisuras, ni muy grande, ni muy chico, en fin, casi representa la historia de quien, nacido en el arrabal, ¡llega a embajador en Europa!

Es necesario aclarar que existen mates de plata, madera, cerámica, cristal de Murano fileteados en oro, de porcelana, plástico y loza, pero para los auténticos tomadores, el mate calabaza es el único y genuino elemento ya que integra el gusto puro de la infusión.

Se sabe que Hernando Arias de Saavedra (Hernandárias) en 1592, descubre y observa con atención, a los indígenas que hostilizaban a los españoles, llevando junto a sus armas de guerra, unos pequeños sacos de cuero delicadamente curtidos, llamados "guayacas", en los que ponían unas hojas muy verdes y de sabor amargo, o un polvo tostado y con un palo, que mezclaban con agua y sorbían en "purus" o cañas para calmar la sed.

Tiempo después, los españoles supieron que se trataba de una planta cuyas hojas, secadas y molidas, proporcionaban una bebida energizante y de agradable sabor, conocida como "yerba mate". Los jesuitas iniciaron y condujeron los cultivos intensivos y coadyuvaron a la distribución del producto por todo el Virreinato del Río de la Plata, promoviendo el comercio y desarrollo de Corrientes, Misiones, Paraguay, Bolivia y Perú.

Hoy parece increíble que entre éxitos, fracasos, tragedias, dolores y alegrías; indígenas, españoles, sacerdotes, abogados, gauchos y estancieros; políticos y soldados, hombres y mujeres, tradiciones y leyendas, el mate haya dilatado el horizonte fortinero, acompañando al arriero amanecido en el desierto, provocado amores, guitarreadas y exilios, transitando el camino de la Historia hasta los salones distinguidos en los que, ofrecido por refinadas manos, compartió el nacimiento de la Patria. 

tipos de mate material.jpg

Tipos de mates por material

Son muy numerosos y singulares, tanto en su forma como en el arte maravilloso que alcanzó el recipiente de calabaza originario y nativo.

Es interesante mencionar entre otros, al mate retobao, nacido de un accidente. Habiéndose deslizado de una mano inexperta, cayó al suelo, fisurándose. Con habilidad e ingenio, en medio de la soledad y el silencio, el hombre tomó una lezna e hizo pequeñísimas punzaciones longitudinales a través de la "herida", suturándolo con un fino tiento que al humedecerse se hincha, tapando la pérdida. De allí también la denominación de "mate cosido". Puede enfundarse en cuero de buche de avestruz, bolsa testicular de toro o venado o panza de peludo.

El mate con salvilla, generalmente de plata, lleva en su base un platillo que sirve como bandeja.

El mate higiénico alemán que fue concebido para el consumo de mate en bares y confiterías, contaba con una pieza cambiable en la bombilla de tal modo que cada convidado usase la propia.

El mate con tapita, el mate parroquial, el mate fabricado con las gredas de Quinchamalí, en Chile, con los pies si es negro u ocre si se amasa con las manos, son piezas muy elaboradas y difíciles de conseguir.

El mate de porcelana austríaco, conocido como "mate de las monjas", el mate inglés y seguramente podríamos mencionar unos cuantos más porque ha dado la vuelta al mundo y judíos, árabes, japoneses, australianos y canadienses lo han adoptado y adaptado a sus respectivas costumbres.

Refranes sobre el mate argentino

"A cada gaucho su mate".

"Mate a mate se vacía la pava".

"Al que revuelve el mate, se le tapa la bombilla".

"Gringo con sed, hasta el mate le hace fiesta".

"¡A buen mate vas por yerba!"

"Colgó el mate".

"El mate no habla aunque tenga boca."

"Más viejo que agujero de mate."

"Esta yerba no es para ese mate."

"Más alegre que mateada con tortas fritas."

Y aún podríamos mencionar otros cien. ¡Tan extensa y variada es la característica representativa del mate y la picante vernácula que lo rodea!

El mate generalmente se comparte en silencio. Es casi una ceremonia. El matero es pensativo, vuelto hacia adentro; si hasta para tomar mate uno se inclina hacia sí mismo. Es absolutamente individual y cuando invitamos a alguien a compartir el mate, queremos que se integre íntimamente con nosotros.

En el idioma del mate, la palabra que se pronuncia al final es “gracias” y dar las gracias da por finalizado este amistoso ritual.

Nuevo llamado a la acción

TAGS: Individuos

¿Fué útil este articulo? compartilo

Notas Relacionadas

7 consejos para proteger tu auto del granizo

Proteger tu auto del granizo es fácil con estos consejos. No permitas que una tormenta dañe tu carruaje. ¡Aprendé cómo evitarlo con este artículo!

Seguros de personas: ¿qué cobertura necesito?

Fomentamos una cultura aseguradora, en especial en lo que respecta a los Seguros de Personas. La información que necesitás para elegir tu cobertura.

Medidas de seguridad básicas para viajar en auto con niños.

Viajar en coche con niños no es cosa de... niños. Es necesario tomar medidas de seguridad para garantizar su integridad física. ¿Las tomás con tus pequeños?

7 consejos para proteger tu auto del granizo

Proteger tu auto del granizo es fácil con estos consejos. No permitas que una tormenta dañe tu carruaje. ¡Aprendé cómo evitarlo con este artículo!

Seguros de personas: ¿qué cobertura necesito?

Fomentamos una cultura aseguradora, en especial en lo que respecta a los Seguros de Personas. La información que necesitás para elegir tu cobertura.

Medidas de seguridad básicas para viajar en auto con niños.

Viajar en coche con niños no es cosa de... niños. Es necesario tomar medidas de seguridad para garantizar su integridad física. ¿Las tomás con tus pequeños?

Suscribite a nuestro
newsletter y recibí las
últimas novedades